DESCRIPCIÓN DE LA ESQUIZOFRENIA
 
¿CUANDO COMIENZA?
FACTOR GENÉTICO
PRONOSTICO
DESCRIPCIÓN DE LA ESQUIZOFRENIA
FACTORES PSICOLÓGICOS
ESQUIZOFRENIA
TRASTORNOS ASOCIADOS A LA ESQUIZOFRENIA
Album de fotos
Curriculum vitae
Mis enlaces favoritos
ANORMALIDADES EN LA ESTRUCTURA DEL CEREBRO
DEFINICION
SUBTIPOS TRADICIONALES
TRATAMIENTO Y REHABILITACION DE LA ESQUIZOFRENIA
DESCRIPCIÓN DE LA ESQUIZOFRENIA
 
Los síntomas típicos de la esquizofrenia que deben estar presentes durante al menos 1 mes y persisten durante al menos 6 meses son:

* Alucinaciones auditivas, visuales, táctiles, olfativas o gustativas (las 2 primeras son las más comunes).

* ideas delirantes (creencias falsas sin fundamento).

* lenguaje desorganizado (por ejemplo: incoherencia).

* comportamiento gravemente desorganizado (agitación, incapacidad para organizar las comidas, incapacidad para mantener la higiene) o catatónico (implica una disminución de la actividad hasta una falta total de atención y rigidez).

* pobreza del habla.

* incapacidad para persistir o para iniciar una actividad.

* pérdida del interés o del placer en actividades que antes de la enfermedad se disfrutaban.

Otras características son:

* afecto inapropiado (risa, en ausencia de a de estímulos apropiados).

* alteración del sueño (dormir durante el día y presentar actividad o intranquilidad por la noche).

* falta de interés en la comida,

* alteraciones en la marcha, balanceo.

* distractibilidad o incapacidad de fijar la atención.

* confusión.

* desorientación.

* falta de conciencia de su enfermedad.

* comportamientos raros, posturas raras.

La esquizofrenia afecta a las personas en el área social y laboral. Suelen tener problemas en las relaciones interpersonales, en el trabajo e incluso presentan dificultades en el cuidado de sí mismos.

Para el diagnóstico esquizofrenia se tiene en cuenta diferentes factores como la historia clínica, los síntomas, los antecedentes familiares, y las circunstancias estresantes por las que atraviesa el paciente.

Es importante que se efectúen estudios para descartar posibles patologías endocrinas o neurológicas, abuso de sustancias, enfermedades autoinmunes o hepáticas u otras enfermedades mentales.

El comienzo de la enfermedad puede ser agudo, es decir, puede comenzar de un momento para otro con una crisis delirante, un estado maníaco, un cuadro depresivo con contenidos psicóticos o un estado confuso onírico. También puede surgir de manera insidiosa o progresiva.

El curso de la enfermedad se caracteriza por fases de exacerbación y fases de remisión de los síntomas; aunque algunos pacientes presentan un curso estable. A medida que pasa el tiempo, los síntomas negativos (como por ejemplo la pobreza en el habla, el comportamiento gravemente desorganizado, etc.) se acentúan más, mientras que los positivos van remitiendo.

* Dificultad de distinguir fantasía de realidad,

* Alteraciones del pensamiento (como por ejemplo ideas delirantes),

* Alteraciones de la percepción (como por ejemplo alucinaciones),

* Alteraciones en los afectos (imposibilidad de reaccionar de manera adecuada),

* Alteraciones de la comunicación,

* Alteraciones del comportamiento social y laboral.

* Ideas delirantes extravagantes (por ejemplo, la persona cree que es Napoleón).

* Alucinaciones auditivas (estas personas suelen escuchar una voz o 2 o más conversando entre sí).

* Grave deterioro en la evaluación de la realidad (esto quiere decir que les resulta difícil distinguir lo que es real de lo que no es)
Imagen
Para que te sea mas claro el tema, nos parece necesario clasificar los síntomas que se presentan en esquizofrenia en los siguientes dos tipos:

Síntomas positivos:

Exceso o distorsión de las funciones normales como:

* Alucinaciones: percepciones que no existen que pueden ser auditivas, visuales, táctiles, olfativas o gustativas (las 2 primeras son las más comunes).

* Ideas delirantes: alteraciones del pensamiento, ideas falsas e irreductibles al razonamiento argumental.

* Lenguaje desorganizado e incoherente (suelen ser ideas de persecución, de grandeza, religiosos, de celos e hipocondríacos).

* Comportamiento gravemente desorganizado (agitación, incapacidad de organizarse y de mantener la higiene personal) o catatónico (con una disminución de la actividad psíquica y motora hasta llegar a una falta total de atención y rigidez).
Imagen
Síntomas negativos:

Parecen reflejar una disminución o pérdida de las funciones normales. Los síntomas negativos comprenden restricciones:

* Embotamiento afectivo: no reacción ante estímulos emocionales.

* Pobreza del habla (alogia).

* Abulia o apatía: falta de voluntad, incapacidad para persistir o para iniciar una actividad.

* Anhedonia: incapacidad para disfrutar de los placeres.

Los síntomas negativos alteran la capacidad de funcionar en la vida diaria de los pacientes, son personas que se acaban aislando y perdiendo a los amigos.

El curso de la enfermedad se caracteriza por fases de agudización y fases de remisión de los síntomas, aunque algunos enfermos presentan un curso estable. A medida que pasa el tiempo, los síntomas negativos se acentúan más, mientras que los positivos van remitiendo.

También se produce una despersonalización donde los fenómenos psíquicos como la percepción, la memoria o los sentimientos aparecen como extraños a uno mismo: síndrome del espejo.

Otra característica es la desrealización o sensación de extrañeza frente al mundo externo, que por su proximidad y cotidianidad debería resultar reconocido. El entorno aparece como nebuloso, irreal, extraño e insólito.

Fisiológicamente se puede observar un aumento del tamaño de los ventrículos cerebrales en los enfermos esquizofrénicos. Hay también un exceso de la actividad de los neurotransmisores dopaminérgicos.

La esquizofrenia afecta a las personas en el área social y laboral. Suelen tener problemas en las relaciones interpersonales, en el trabajo e incluso presentan dificultades en el cuidado de sí mismos.

Existen ciertas drogas que pueden inducir a la psicosis en personas con una especial vulnerabilidad a padecer esquizofrenia: anfetaminas (la más común), cannabis, alucinógenos (LSD), cocaína y alcohol.

Para su diagnóstico requiere de una exploración clínica y neurológica completa